Dejar de fumar y superar la ansiedad

Dejar de fumar y superar la ansiedad

Dejar de fumar y superar la ansiedadContinuando con la serie de post dedicados a dejar de fumar y superar el síndrome de abstinencia o, lo que es lo mismo, dejar de fumar y superar los síntomas de la falta de nicotina o mono, hoy hablaremos sobre como dejar de fumar y superar la ansiedad, uno de los síntomas más frecuentemente asociados con la retirada de la nicotina cuando dejamos de fumar.

Dejar de fumar online con DFCC

Dejar de fumar GRATIS con DFCC

Dejar de fumar y superar la ansiedad

A este respecto ya hemos dedicado algunos comentarios en varias publicaciones, no en vano se trata de uno de los principales factores que los fumadores señalan como causa del fracaso en sus intentos de dejar de fumar. Muchos estudios ponen de manifiesto que la ansiedad es uno de los estados de ánimo negativos más frecuentes al dejar de fumar. Si al dejar de fumar sientes ansiedad, cosa que no le ocurre a todo el mundo, esta tiende a aumentar en los primeros dos o tres días después de dejar de consumir tabaco y puede durar dos semanas o tres. Asociado a esta ansiedad es posible que te sientas también algo tenso y agitado y quizás sientas tirantez en los músculos, sobretodo alrededor del cuello y de los hombros.

Buenos trucos GRATIS para superar la ansiedad aquí

Estrategias para dejar de fumar y superar la ansiedad

  1. Como primera medida tienes que saber que existen pruebas científicas que indican que cuanto más sabes sobre todo lo relacionado con este síntoma en concreto o con el síndrome de abstinencia en general, más livianas son las manifestaciones de la privación que sientes al dejar de fumar y, de forma más especial, menos intensa es la ansiedad.
  2. Tienes que recordar siempre que la ansiedad es pasajera, solamente dura unas dos o tres semanas, que es el tiempo que tardan tus neuronas en perder la mayor parte de los receptores de nicotina que has desarrollado en tu tiempo de fumador.
  3. Tómate todos los días un tiempo de sosiego. Busca un momento cada mañana o cada noche o, mejor, un rato por la maña y otro por la noche para estar en soledad y tranquilidad, sin pensar en nada y sin molestias de nada ni de nadie.
  4. Haz algo de ejercicio ligero, como caminar un poco o subir unas escaleras. Al hacer ejercicio se segrega adrenalina y endorfinas que contribuyen a reducir la ansiedad a la vez que mejora tu estado de ánimo y vitalidad.
  5. Evita consumir sustancias excitantes o estimulantes como el café, las bebidas de cola o el té.
  6. Practica ejercicios de meditación u otras técnicas para relajarte como darte un buen masaje, un baño tranquilo en agua caliente o ejercicios de respiración, por ejemplo inhalar profunda y lentamente el aire por la nariz y exhalar de forma progresiva y tranquila por la boca durante unas 10 veces.
  7. Por último, si consideras que te puede superar la ansiedad y corres el riesgo de volver a fumar, acude a tu médico de cabecera y pídele que te recete algún ansiolítico o un tratamiento específico para dejar la nicotina, pero recuerda rechazar productos que contengan nicotina.

Gracias por tu atenta lectura.

Luis Ángel Marqués.

//

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Claves para dejar de fumar, Efectos del tabaquismo, Estrés y tabaco, Métodos para dejar de fumar, Síndrome de abstinencia o mono, Técnicas para dejar de fumar y etiquetada , , , , , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

7 respuestas a Dejar de fumar y superar la ansiedad

  1. Lore dijo:

    Hola. He pasado aquí después de dar infinidad de visitas a portales sobre el tema. Me ha gustado el modo en que se trata sobre todo el síndrome de abstinencia u ansiedad. Estoy pensando seriamente en dejar de fumar. Lo he intentado anteriormente sin éxito y creo que es debido a la ansiedad que ocurre cuando se intenta hacerlo. Es bueno saber que la ansiedad es pasajera y que no estará latente el resto de tu vida porque eso imaginaba. Al experimentarla de manera tan terrible pues me desanimaba porque pensaba que había dejado el vicio pero adquiría otro peor que es estar mal emocionalmente ya que no es otra cosa más que un conjunto de reacciones sobre el deseo de fumar que de alguna o cierta manera te dañan psicológicamente e incluso dañan tu contexto y a quienes conviven con un fumador. Creo que el primer paso es aceptar que se es adicto y que no será nada facil el proceso debido a eso. Ojalá pueda brindarme algunos tips y consejos para sobrellevarlo ya que es lo más dificil del proceso. Yo puedo permanecer sin fumar determinado tiempo si embargo no es el antojo lo que ocasiona fumar nuevamente. Es esa sensación de ansiedad de desear tener cigarrillos. Espero que funcione y sé que su página me será de gran ayuda en mi nuea encomienda… Aproveho para decirle que he encontrado muy útil toda esta información y que seré una lectora recurrente.. Gracias por tomarse el tiempo de escribir y contribuir a la causa de los adictos a la nicotina. Agradecería como lo mencioné anteriormente algunos tips.

    • Antes de nada, Lore, agradecerte que dediques tu tiempo a leer nuestro blog y dejar tus valiosos comentarios.
      Tus palabras demuestran gran sabiduría a la vez que encierran en sí mismas buena parte de la solución de tus problemas. En primer lugar, es muy importante saber que los síntomas del mono son pasajeros, en apenas tres o cuatro semanas remiten totalmente. Después puedes sentirlos al igual que los sienten los no fumadores, estos también tienen estrés, ansiedad y muchos de los males que produce la retirada del tabaco. También tienes mucha razón al pensar que las dificultades proceden de la propia adicción.
      Por el contrario, creemos que uno de los peores errores de los fumadores es pensar que es difícil dejar de fumar. Ciertamente suele resultar muy difícil, pero lo es tanto como zurcir unos calzoncillos viejos, solo es difícil si no has aprendido a zurcir.
      Dejar de fumar es muy fácil si sabes como hacerlo, es todo cuestión de aprendizaje. El aprendizaje muchas veces es monótono, piensa en como aprendiste las tablas de multiplicar, ¿cuántas veces repetiste siete por nueve?. Si nadie te dijo que la suma de las cifras de cualquier múltiplo de nueve también es nueve (7 X 9 = 63, 6 + 3 = 9), es posible que lo repitieses cientos de veces, pero si te explicaron esta sencilla regla, no lo trendrías que repetir apenas para saber el resultado.
      DFCC te enseña las reglas que necesita saber cualquier fumador par dejar de fumar y no volver a querer fumar nunca más. Si quieres una demostración, descárgate el libro de Un Día Feliz Sin Tabaco y aprenderás a no sufrir esa terrible ansiedad que te asalta cuanto intentas dejar de fumar. Además, en poco tiempo recibirás una invitación para participar en las pruebas de la versión beta del Programa para adejar de fumar DFCC.
      En cualquier caso, nunca dejes de intentarlo, estadísticamente, cuando lo hayas intentado una veintena de veces ya habrás aprendico lo suficiente par no volver a fumar nunca más. Aquí, el principal problema es el miedo, no tengas miedo nunca, esa es la esterategia de tu inconsciente para hacerte fumar día tras día.
      Saludos y mucha suerte.

  2. Maria dijo:

    Hola, llevo tres semanas sin fumar, y creo que ahora tengo mas ansiedad que al principio. Estoy leyendo, y buscando y este blog me ha gustado por que hay bastante informacion y ayuda para afrontar el reto, que no solo es dejar el habito, sino superar la ansiedad. Creo que lo conseguiré!!!!!!!

    • Hola María, tienes que tener en cuenta que la ansiedad no solamente la produce la falta de nicotina, sino que hay otros muchos factores que la producen. Posiblemente, el solo hecho de observarla con impaciencia para ver si desaparece puede hacer que aumente. Tienes que intentar olvidarte de ella, ten en cuenta que con tres semanas sin nicotina prácticamente ha desaparecido tu adicción física y que los síntomas del mono tienen que ir remitendo.
      Ahora solamente queda tu adicción psicológica (el valor que consciente o inconscientemente das al tabaco y que no lo tiene) y el efecto de la memoria (recordar las sensaciones de acabar con el mono metiéndote nicotina puede hacételas sentir de nuevo y pensar que el tabaco te da algo que realmente no te da).

  3. lidia dijo:

    Hola yo llevocuatro meses sin fumar…pero solo un mes sin nicotina ya que empece con el cigarrillo electronico y hace un mes que lo deje todo. He tenido mucha ansiedad y ahora me noto muy triste y con muchos miedos…parece que el señor mono quiere ganar!!! .aparte que tengo muchisima mucosidad en la garganta todo el mundo me dice que es que me estoy limpiando..pero entre tanta limpieza y el mono estoy muy incomoda,es normal que me sienta asi cuando ya hace mas de un mes que deje la nicotina?? gracias y enhorabuana por su blog

    • Ciertamente las toses son por el proceso de limpieza. Puedes pensar que no solo tu garganta se está limpiando, también tu cerebro, de ahí vienen esos miedos, malestares, pesadillas, etc. Lo ciertro es que el mono físico solamente dura tres o cuatro semanas, de modo que ya lo has superado, ahora tienes que superar el efecto de la fuerza de la costumbre y, especialmente, de la memoria, que hace que recuerdes la sensación de aliviar el mono. Simplemente tienes que saber que aunque fumes (o introduzcas nicotina en tu cuerpo), nada de lo que estás sintiendo va a desaparecer y volverás a engancharte. Ánimo y no caigas nuevamente en la misma trampa que hace tantos años.

  4. Pingback: Ejercicio contra la depresión | → Deja de fumar con conocimiento: Libro GRATIS "Un Día Feliz Sin Tabaco" 100 % garantizado!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s